La vida en cosplay

cosplay

Posted by : K013 junio 22, 2016

Muy buenas chicos, esta vez os traemos una entrada un poco diferente, básicamente es una historia, la historia de Andrea Mullor, donde nos cuenta su proceso y evolución a la hora de confeccionar el traje, a continuación os dejamos con el artículo:

Tras el traje de superheroína 

Texto e imágenes: Andrea Mullor

Anaïs Mesegué lleva poco en el mundo del cosplay y nunca había participado en un evento grupal. Unas amigas suyas, Claudia y Lucia Blanco (Blancosplay), le comentaron que estaban organizando una performance grupal para el Saló Internacional del Còmic de Barcelona de 2016. Se trataba de una grupal que enfrentaría personajes de DC y Marvel, la ocasión perfecta para que Anaïs se atreviera a encarnar su personaje favorito del mundo del cómic: la Viuda Negra de Marvel. “Poca gente conoce a la Viuda Negra, y los que lo hacen es por ser ‘la chica’ de Los Vengadores” afirma Mesegué indignada, antes de añadir que la Viuda Negra necesita una película para ella sola.



Existen más de 75 versiones de la Viuda Negra solo en los cómics, pero finalmente Anaïs se decantó por la versión del primer cómic dedicado exclusivamente a la historia de la Viuda Negra, publicado el 10 de junio de 1999.

Antes de empezar a tocar hilos y agujas, hacía falta buscar decenas de referencias y planificar todos los elementos necesarios para el cosplay: catsuit negro, guantes negros, cinturón, botas negras, brazaletes y armas.

Como Anaïs aún no tiene suficiente experiencia con la máquina de coser, encargó a las hermanas Blanco que le confeccionaran el catsuit a medida. Compraron una tela negra elástica en los Encants de Barcelona y en seguida se pusieron a hacer el patronaje de la parte superior (con mangas aparte) e inferior. Luego hilvanaron todas las partes, pero antes de progresar hicieron hasta tres pruebas de vestuario para asegurar que el traje tenía las medidas exactas. Tras los últimos retoques, cosieron la cremallera y remarcaron las líneas para remarcar la figura del cuerpo.

La parte de los complementos la cubrió Anaïs Mesegué completamente gracias al conocimiento de materiales obtenido tras cursar estudios de restauración artística. Para hacer el cinturón se sirvió de la base de uno de su abuelo. Los círculos los hizo con goma Eva negra de 5mm, las imprimó con látex vinílico, pulió con papel de lija y roció con spray dorado. Para el círculo principal recortó una plantilla de cartulina con la forma del reloj de arena para rociar esa zona con spray rojo.

Los brazaletes los confeccionó a partir de bigudíes para el pelo. Los cortó y unió con dos cintas elásticas y rocío con el spray dorado.

Los guantes y las botas ya las tenía de antemano, y por falta de tiempo usó dos pistolas de juguete a las que sacó la punta para que parecieran más reales.


 Finalmente llegó el 7 de mayo, día en que se celebró el Saló Internacional del Còmic de Barcelona. El día de convertirse en la Viuda Negra durante una jornada. 

Las miradas furtivas de la gente ajena al evento hacia los cosplayers tenían cierto elemento burleta. Al metro de la Línea 1 los comentarios de “mira ese grupo de frikis” son habituales. Al preguntar a Anaïs como vive esas situaciones lo tiene claro “me da completamente igual”.




Nada más entrar en el recinto, Mesegué se encontró con las hermanas Blanco, Claudia (Spiderwoman) y Lucia (Miss Marvel). Iban acompañadas de otros amigos suyos también participantes de la grupal, y esa pequeña reunión ya llamó la atención de los primeros curiosos. Pero la gran quedada era al mediodía. La lluvia frustró los planes de quedar en el exterior, pero los cosplayers encontraron una parte del Saló bastante vacía para que cupieran todos los implicados.

En cuestión de minutos, ya se habían aplegado los más de 50 cosplayers. Spiderman, Superman, Hawkeye, Loki, Poison Ivy, Harley Queen, la Bruja Escarlata… la lista era larguísima y el efecto impresionante. Primero protagonizaron una lucha entre los dos bandos implicados, luego, por grupos se situaron delante de las cámaras por editorial y finalmente todos juntos. Más de 10 fotógrafos profesionales protagonizaron una lucha ardiente que implicó insultos y golpes para poder sacar la mejor fotografía mientras otras 60 o 70 curiosos observaban la actuación embelesados. La grupal se convirtió en una de las actividades más exitosas del Saló, superando incluso algunos actos oficiales.

A pesar del tiempo, el esfuerzo, el dinero y el cansancio de todo, es una experiencia que cambió a Anaïs y su forma de entender el cosplay: “El día de una performance, todos son uno. Conoces a gente de todo el territorio y creas vínculos. Te lo pasas genial y es una experiencia que llena. Definitivamente compensa todo el trabajo que hay detrás”.


Hermanas Blanco – Blancosplay –www.facebook.com/blancosplay
Evento de la grupal en FB -www.facebook.com/groups/888427454571921

¿Te gustaría contarnos tu historia? Contáctanos :D

Para Comentar Elige el Sistema de Comentario de tu Agrado:
comentarios google
comentarios blogger
comentarios facebook

Leave a Reply

Muchas gracias por tu comentario, recuerda que todos los comentarios están moderados por lo tanto no intentes ni insultar, degradar etc puesto que será eliminado. Gracias!

Subscribe to Posts | Subscribe to Comments